Publicado el

Piel atópica en edad infantil.

¿Qué es la piel atópica?

piel atópica
Piel atópica en bebés

La piel atópica o dermatitis atópica es una enfermedad de la piel que aparece en la cara y el cuerpo del bebé, del niño y en adultos.

Por lo general, esta enfermedad comienza en edad infantil, aproximadamente el 15% de bebés la desarrollan. Suele desaparecer cuando el niño alcanza los 3/4 años, pero esto pasa en el 70% de los casos. Desgraciadamente hay muchos casos que se vuelven crónicos o están a expensas de brotes muy molestos. Sin descartar los casos en los que se desarrollan en edad adulta, desencadenados por otros factores más acordes con el tren de vida, estrés, etc. Sigue leyendo Piel atópica en edad infantil.

Publicado el

Eccemas: Qué son y cómo tratarlos con productos naturales.

¿Qué son los eccemas?

 

Eccemas
Eccemas

 

Los eccemas son un conjunto de afecciones dermatológicas que se caracterizan por un enrojecimiento de la zona afectada, picores e inflamación. También se le conoce como dermatitis o eczema.

Sois muchos los que nos preguntáis en tienda qué productos podríais utilizar para esas erupciones o eccemas tan molestos. Que aparecen y desaparecen (o no..). Ocasionan picores y estéticamente no son agradables.

Como siempre, os recomendamos acudir al especialista: dermatólogo, alergólogo.. Y muchas veces nos comentáis que ya habéis ido, os han mandado productos que no os han servido o corticosteroides que no han acabado por resolver el problema.

Tenemos que deciros que el problema no es fácil de resolver y menos si no tenemos datos o no los sabemos interpretar. De todos modos, al final del artículo, os vamos a dar una receta recomendada por un cosmetólogo y perfumista especializado en aromaterapia: Joan Cano, autor de múltiples libros y que imparte cursos en todo el mundo.

 

Lesiones.

 

Las lesiones de eccema se caracterizan por la combinación de enrojecimiento (eritema), lesiones sobreelevadas (pápulas) y ocasionalmente la aparición de vesículas o bien escamas, según el tiempo de evolución de las lesiones.

Si nos encontramos frente a una lesión aguda (que hace pocos días que ha aparecido) veremos que la piel está muy enrojecida, caliente, con  formación de vesículas de líquido transparente que, a menudo, se rompen y ocasionan la formación de costras superficiales.

Si las lesiones perduran en el tiempo, veremos que la piel afectada cada vez es más seca, engrosada y con producción de escamas.

Tipos de eccemas.

 

Eccema o dermatitis atópica: Está caracterizada por la aparición de lesiones de eccema (manchas rojas), que ocasionan mucho picor, en localizaciones especiales en la cara anterior de brazos, cara interna de piernas, etc. Se observa a menudo en la infancia (dermatitis del pañal). Se le denomina atópica porque hay una predisposición genética a desarrollar enfermedades de tipo alérgico, y por afectar a personas con la piel muy seca.

Eccema discoide o numular: Las áreas afectadas tienen forma oval o redondeada y se distribuyen principalmente por brazos y piernas. Puede acompañarse de sequedad generalizada.

Eccema dishidrótico.

Eccema dishidrótico: Es un eccema típico de la gente joven y puede tener empeoramientos estacionales. Afecta a las palmas de las manos, los dedos (sobretodo la parte lateral) y las plantas de los pies, y se ha relacionado con una sudoración excesiva en estas zonas. Pueden producirse pequeñas vesículas llenas de un líquido transparente, que ocasionan un intenso picor. En ocasiones, estas ampollas pueden ser grandes y tensas.

Eccema irritativo: Es muy frecuente entre las personas que trabajan en contacto con productos de limpieza. Se produce como consecuencia de lavados demasiado frecuentes y por el contacto con productos agresivos que pueden irritar la piel (jabones, lejías).

Eccema seborreico: Existe una forma infantil y otra que afecta a adultos. En los niños acostumbra a desarrollarse durante los tres primeros meses de vida. Suele afectar el cuero cabelludo (costra láctea) y la zona del pañal. En el adulto, las lesiones se distribuyen principalmente en la cara (zona entre las cejas y surcos nasogenianos), orejas y cuero cabelludo. También pueden afectar a la espalda, el escote, las axilas y las ingles. Este eccema produce unas escamas blanquecinas-amarillentas oleosas sobre un área enrojecida (en el cuero cabelludo se conocen vulgarmente como “caspa”). 

Eccema seborreico.

Eccema alérgico de contacto: Aparece cuando el paciente desarrolla una alergia a algún producto  con el que ha estado en contacto. En ocasiones pueden requerirse muchos contactos previos (meses o años de contacto con un producto) antes de desarrollar la respuesta alérgica. Los productos pueden ser variadísimos (perfumes, jabones, productos de limpieza, ropa, pinturas, gomas, esmalte, maquillajes, medicamentos que se aplican sobre de la piel, conservantes).

 

Tratamiento.

 

Como medidas generales, podríamos aconsejaros algunas recomendaciones:

  • Evitar los lavados excesivos.
  • Utiliza productos específicos para la higiene (sin detergentes).
  • Mantener la piel bien hidratada.
  • Evitar el contacto con productos irritantes.

Tratamientos tópicos: Se basan en el uso de los corticosteroides tópicos durante un periodo limitado de tiempo. Según la zona y el tipo de eccema, tu dermatólogo te recomendará un tipo de corticosteroide. Irá acompañado del excipiente más adecuado (crema, pomada, solución).

Tratamiento sistémico: Los corticosteroides orales se reservan para aquellos casos graves y siempre durante periodos cortos de tiempo. En la dermatitis atópica o en eccemas sobreinfectados, los antibióticos orales pueden ser efectivos como tratamiento coadyuvante. En casos excepcionales que no respondan a los tratamientos anteriores, pueden utilizarse otros tratamientos como la fototerapia.

 

Remedio natural contra los eccemas.

 

Siempre aconsejamos hacer caso al especialista. Pero también acosnsejamos utilizar productos naturales, que están capacitados para resolver vuestros problemas dérmicos.

Joan Cano, en su colección “Cuadernos de aromaterapia”, nos da un remedio totalmente recomendable. Tomad nota..

El poder regenerante del árbol del té y la rosa mosqueta se juntan con el poder nutritivo de las almendras dulces. La acción desinfectante y calmante la proporciona la lavanda. Éxito garantizado.

 

Esperamos que os sea de ayuda. Intentamos que no se alarguen mucho los temas pero la dermatitis atópica necesitaría una entrada para ella sola.

Muchas gracias por haber llegado hasta aquí y para todo lo demás… ¡Nos olemos en Caléndula!

 

Para realizar esta entrada nos hemos ayudado de www.dermatologia.cat y de Cuadernos de Aromaterapia, de Joan Cano.

 

Publicado el

Abusar del maquillaje tiene sus riesgos.

Abusar del maquillaje puede ocasionar problemas.

Maquillaje con sentido.

El uso inadecuado o excesivo del maquillaje puede ocasionar numerosos problemas en la piel: dermatitis, escamación, sequedad o enrojecimiento pueden ser algunos de los síntomas. Uno de los factores en cualquier tipo de alergia o reacción cutánea a los productos cosméticos suelen ser los conservantes y las fragancias añadidas. Si eres de las que tiene una piel atópica, deberías minimizar su uso o utilizar productos adaptados a tu piel, que limitan en su composición este tipo de componentes.

Recordad que bajo el término “perfume” en cualquier producto, debido a una normativa demasiado flexible, se pueden esconder muchos alérgenos y sustancias que pueden provocar o acentuar alergias y otros problemas dermatológicos.

Otra de los motivos de la aparición de reacciones adversas puede ser una mala utilización del maquillaje. Productos caducados o contaminados por estar mal cerrados, mal almacenados o por aplicarlos en zonas para las que no está indicado (que también pasa…)

¿Alergia o intolerancia

Cuando notamos cualquier tipo de irritación, inflamación, descamación o sequedad en nuestra piel puede que sea la señal para dejar de usar ese producto. Si cambiamos de marca y esa reacción persiste, lo más probable es que tengamos algún tipo de alergia a algún componente cosmético.

Si tenemos una piel excesivamente sensible, cualquier producto cosmético puede ser el causante. No hablaríamos de una alergia al maquillaje si no de intolerancia.

Ante esta situación, lo primero será ponerse en manos de especialistas. Ellos serán los que nos faciliten el tratamiento adecuado para aliviar los síntomas de la dermatitis. Suelen ser corticoides tópicos para bajar la inflamación, antihistamínicos para aliviar el picor. Y no descartéis algún producto natural.

 

Limpia tus brochas.

La limpieza de tus brochas y pinceles es un factor importantísimo para una aplicación adecuada y, sobretodo, para evitar problemas de higiene. Manteniendo las brochas limpias evitaremos que sean un foco de infección y una guarida para los gérmenes. Además de lograr una acabado perfecto de nuestro maquillaje.

  • Es muy importante que limpies tus brochas con agua tibia. El agua fría no limpiará del todo el pincel. A continuación aplica un poco de champú que tenga el pH neutro, el de bebé puede valer también.
  • Pon unas gotas de champú en la palma de la mano y frota la brocha haciendo círculos y siempre con el pelo de la brocha hacia abajo. Así evitaremos que se moje el mango y la virola (pieza metálica que fija los pelos al mango)
  • Aclara con abundante agua realizando el mismo movimiento circular. Repite la limpieza y el enjuague 2 ó 3 veces.
  • Para secar la brocha evita ponerla hacia arriba, ponla tumbada encima de una toalla limpia o un paño que absorva el agua.
  • Deberías realizar la limpieza de tus pinceles 2 veces por semana si los utilizas a diario.

Y con estos consejos para limpiar vuestro “instrumental” nos despedimos por hoy. Esperamos que os sean útiles todas nuestras recomendaciones y…¡Nos olemos en Caléndula!

Publicado el

Caléndula, la planta Maravilla.

Caléndula, la planta Maravilla.

caléndula
Calendula officinalis

En esta entrada os vamos a hablar de la Caléndula, Calendula officinalis ,”botón de oro” o “planta maravilla“. Su nombre científico proviene de las calendas, el nombre dado por los latinos al primer día del mes, debido a la frecuencia de su floración.

Se trata de una planta que ya era conocida por los hindúes,  árabes y los antiguos griegos por sus cualidades terapéuticas, como una hierba medicinal así como un tinte para telas, productos de alimentación y cosméticos.

El uso medicinal de la Caléndula es muy antiguo: una orden emitida por Carlomagno reclama a sus campos para que cultiven una serie de hierbas y condimentos incluyendo “solsequiam” (“que sigue al sol” ), identificada actualmente como Calendula officinalis

Propiedades cosméticas de la Caléndula.

Como siempre os recordamos, nos centraremos en las propiedades cosméticas de la planta, y en este caso más, ya que la Caléndula es comestible. Para que os hagáis una idea, tanto las flores, como los tallos y sus hojas se utilizan para hacer todo tipo de remedios en casa, en especial las flores sirven para tratar diversos problemas del sistema digestivo, como la gastritis, colitis, úlceras duodenales o hemorroides, tonifica el hígado y la vesícula biliar e incluso como colorante alimentario. Pero lo mejor será acudir a un especialista.

Propiedades.

Caléndula
Aceite de Caléndula Bio

Sus propiedades son: anti-inflamatorias, cicatrizantes, calmantes y regeneradoras. Os puede sonar de otros productos naturales que ya hemos tratado. En realidad coincide con muchos, aunque nosotros recomendamos los productos con Caléndula para tratar las pieles más sensibles y delicadas, como la de los bebés o personas mayores. 

De la misma familia que el Árnica (componente principal en nuestro Contorno de ojos.), la Caléndula comparte sus propiedades cicatrizantes y anti-inflamatorias. Es desinfectante y anti-bacteriana.

Utilizada en pomada es muy útil en el tratamiento de picaduras de insectos, pequeñas heridas o quemaduras. Aunque quizás tengamos otros productos más efectivos para estos casos.

Para lo que no tenemos otra indicación mejor es para tratar pieles sensibles. Los productos que contienen Caléndula o su aceite puro (enriquecido con Vitamina E como el que ofrecemos en tienda) destacan por su poder regenerador y regulan las pieles sensibles.

Disminuyen los síntomas de la dermatitis, actúa contra la descamación de la piel, el picor, enrojecimiento o inflamación. Es muy recomendable su uso en productos para las pieles delicadas de los bebés como jabón de baño o aceite para masaje.

Está indicada para el tratamiento regenerador y nutritivo de pequeñas llagas o rozaduras formadas en personas que, por desgracia, deben permanecer mucho tiempo postradas. Mejorando también la circulación cutánea y aportando elasticidad a la piel.

Su efecto calmante es ideal para nutrir e hidratar nuestra piel después de tomar el sol, y sus propiedades cicatrizantes ayudarán a regenerar la piel dañada si ha sufrido quemaduras solares.

Caléndula morada

Esta flor nos encantó como nombre para nuestra aventura, allá por el 2013. Después descubrimos más aspectos que coinciden con nuestra filosofía empresarial: es una planta humilde, que nace de una tierra seca y pobre, necesita sol y florece en cualquier época del año para ofrecernos todos sus beneficios. Como curiosidad os diremos que el grafismo de nuestro logo es media caléndula morada.

Esperamos que estos consejos os sean útiles. Un saludo y… ¡Nos olemos en Caléndula!

(Imagen “Caléndula morada” de flowerpicturegallery.com )